La violencia, el problema que más ha pegado al estado, admite Huicochea

Escrito por  Ricardo Almazán Ene 13, 2018

El gobierno de Astudillo va bien en lo general, a excepción de la seguridad, dice

Cada cuatro horas ocurre en Guerrero un homicidio doloso, según cifras, indica el dirigente estatal del PRI

Acusa a las redes sociales y los periodistas de infundir el miedo en la población


Iguala, 12 de enero. Heriberto Huicochea Vázquez presidente del comité directivo del PRI en guerrero, reconoció que la violencia es la principal preocupación que existe en el partido y en el gobierno estatal.

Aseguró que el gobierno de Héctor Astudillo va bien en lo general a excepción en el tema de seguridad. “Hay que reconocer que nos ha pegado el tema de la violencia, que es general, incluso se da en toda américa latina, el tema de la violencia es un monstruo de mil cabezas”, subrayó.

“El año pasado se habló de más o menos 2 mil 170 homicidios y en 2016 fueron un poco menos, en términos de medición significa que cada cuatro horas ocurre en Guerrero un homicidio doloso, si hacemos un ejercicio y vemos la estadística desde que se comenzó a medir los homicidios cada año, veremos que todo ha sido persistente, varia entre los meses, pero al final de los años  casi es semejante la cifra”, dijo Heriberto Huicochea.

Señaló que las redes sociales y los periodistas han infundado el miedo en la población; “lo que ha pasado es que hoy se ha viralizado la violencia, hoy todo mundo sabemos cómo ocurre, dónde ocurre, con quién ocurre, y cuando llegan los datos a periodistas o medios de información o a la clase política, es cuando se convierte el tema de la violencia en algo que se transforma en miedo para la gente y eso lo dice el Inegi, 8 de cada 10 tiene miedo”, acotó el dirigente priísta.

Expresó que no deben partidizar la violencia que se está dando en el estado, porque manifestó a todos los partidos les ha tocado gobernar  en el estado o municipios y también les ha tocado enfrentar este tipo de problemas.

Indicó que sí existe una preocupación verdadera del gobierno estatal, al grado de que el gobernador Héctor Astudillo convocó a un pacto de seguridad, dentro del cual todos pueden dar propuestas para establecer una nueva estrategia.