Ejemplar ejercicio democrático

Escrito por  Ginés Sánchez Ago 29, 2017

Ejemplar ejercicio democrático, a todas luces, el de Morena para elegir a su candidato a la jefatura de gobierno de la Ciudad de México. Todos parecen haber reconocido los resultados, máxime al aceptar de antemano las reglas para llevar a cabo el mismo. Anoche los tres contendientes que no resultaron favorecidos con la opinión mayoritaria de los encuestados hicieron declaraciones a los medios en ese mismo sentido.

Todo hasta ahí muy bien, mas el día de hoy, un mensaje vía twitter al delegado en Cuauhtémoc, Ricardo Monreal, por parte del mandamás del partido Movimiento Ciudadano (MC), Dante Delgado, ha llenado de especulaciones y nerviosismo a muchos, maestro del timing político (lo mismo hace alianzas formales o de facto con el PRI, PAN, PRD, independientes, o al mejor postor) en su tuit sugiere muchas cosas, lo principal, tienta a Monreal a postularse fuera de Morena a la jefatura de gobierno de la CDMX, y sería vía el tan cantado “frente amplio”, la alianza del PRD, PAN y MC, en el cual MC lleva ya acuerdos muy adelantados, al ser el partido naranja excluido de fea manera de la posibilidad, dado su carácter puramente mercenario, de formar parte del proyecto de regeneración nacional liderado por Andrés Manuel López Obrador.

Estamos ciertos de la responsabilidad y el sentido de patriotismo del señor Ricardo Monreal, que al tomar una decisión de ese tamaño haría tambalear el triunfo de Morena en la Ciudad capital, y no solo eso, derivado de lo anterior, hasta la mismísima presidencia de la República, y, de paso, la viabilidad de México como país.

Ricardo Monreal es parte fundamental del proyecto que encabeza AMLO, y así lo sería dentro del proceso electoral y también en el equipo más cercano del tabasqueño de ganar la primera magistratura. Ojalá Monreal no sucumba al canto de las sirenas, que aunque parece muy remoto, dado su nivel de compromiso con el proyecto lopezobradorista y con México mismo, hasta que no salga a desechar por completo esa posibilidad (que ojalá sea muy pronto) reinará la incertidumbre.

No exageramos al decir que el futuro y la viabilidad de un proyecto de nación del que México carece hace ya varios sexenios, estaría, por el momento, en manos de una sola persona. n