Padres de familia y maestros del jardín de niños Cuauhtémoc de Atoyac, se plantaron en la carretera federal Acapulco- Zihuatanejo, en el crucero de la Y, para exigir al gobierno estatal que construya totalmente el plantel dañado por el temblor del jueves pasado. Padres de familia y maestros del jardín de niños Cuauhtémoc de Atoyac, se plantaron en la carretera federal Acapulco- Zihuatanejo, en el crucero de la Y, para exigir al gobierno estatal que construya totalmente el plantel dañado por el temblor del jueves pasado. Foto: Rodolfo Valadez Luviano

Padres de familia de un kínder bloquean carretera en Atoyac

Escrito por  Rodolfo Valadez Luviano Sep 13, 2017

Demandan reconstrucción del inmueble


Atoyac, 12 de septiembre. Padres de familia y maestros del Jardín de Niños Cuauhtémoc de Atoyac, se plantaron en la carretera federal Acapulco-Zihuatanejo, en el crucero de la Y, para exigir al gobierno estatal que construya totalmente el plantel, porque representa un riesgo serio para los menores, por los daños graves que dejó el sismo de 8.2 grados con epicentro en Chiapas el jueves de la semana pasada.

De acuerdo a Iris Guadalupe Hernández Radilla, presidenta de la Sociedad de Padres de Familia del plantel, el objetivo de manifestarse en la vía federal es lograr que el gobierno del estado voltee sus ojos hacia el plantel, para que venga a corroborar los daños que el temblor originó a su paso y que hacen que el inmueble, que fue construido hace más de 50 años, sea inseguro para los alumnos.

Agregó que el dictamen que emitió la dirección de Protección Civil municipal, durante la supervisión que efectuó luego de que se registró el movimiento telúrico, indica que la escuela no se encuentra en condiciones para que las clases continúen, “por lo que demandamos que el gobierno estatal construya el plantel completo”, manifestó.

Los inconformes se plantaron en el crucero de la vía carretera con pancartas en las que reclamaban al gobernador Héctor Astudillo Flores que construya totalmente el jardín de niños, además de que entregaron volantes a los conductores donde explicaban las condiciones actuales en las que se encuentran las aulas de la escuela.

Hernández Radilla apuntó que, a pesar de los daños graves que el terremoto dejó al kinder, éste no figura en la lista de escuelas que no reanudaron clases el pasado lunes, por lo que exigieron que el Estado envíe personal para que supervise a fondo la estructura de la escuela que alberga a más de 300 menores.

Los padres y docentes permanecieron en el crucero por espacio de una hora, hasta que se trasladaron a la escuela donde se entrevistaron con el alcalde Dámaso Pérez Organes, quien ofreció construir uno de los inmuebles más afectados, y gestionar para que el gobierno del estado apruebe la construcción total del inmueble.

Finalmente, los padres y profesores informaron que se reunirán para analizar la propuesta, pero adelantaron que las clases serán suspendidas hasta que haya condiciones favorables para que los niños puedan estar en el interior de la institución educativa de manera segura.