Capama, blanco de disputa política

Escrito por  Oct 04, 2017

Si los resultados que algunos diputados dieron a conocer sobre la auditoría hecha por la Auditoría General del Estado (AGE) a la Capama no encuentran la solventación correspondiente, serán una respuesta contundente a por qué la situación económica de la paramunicipal se encuentra en el naufragio.

Si la información revelada, correspondiente a 2016, es resultado de una auditoría no concluida, como aducen otros legisladores que la impugnan, no hay razón para que estos respinguen tan alto como lo hicieron ayer.

Diputados de PRI, Movimiento Ciudadano y Partido Verde Ecologista de México dieron a conocer que la AGE detectó 12 irregularidades financieras en la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Acapulco (Capama) por más de 194 millones 577 mil 346. 98 pesos.

Entre las anomalías, citaron condonaciones a los saldos de las cuentas de usuarios sin haber hecho el proceso de justificación y autorización, por un monto de 6 millones 441 mil 721 pesos; se identificaron saldos a favor de contratistas sin que se emprendieran las acciones para su comprobación o, en su caso, para su recuperación, además de que se liberaron recursos a favor de proveedores sin comprobar, todo ello por un total de 16 millones 431 mil 589 pesos; se detectó la liberación de 170 mil 741 pesos por gastos a comprobar y préstamos a funcionarios y empleados de la paramunicipal sin que se haya presentado la documentación comprobatoria o justificativa, entre otros conceptos.

Diputados perredistas aducen que falta que la AGE dictamine lo que es el pliego de observaciones; que se trata de un proceso no terminado y que, por tanto, no se ha notificado a la Capama.

He aquí algunos tropezones que saltan a primera vista: los legisladores perredistas aseguran que las observaciones no se han hecho llegar a la paramunicipal, en tanto la misma emitió un boletín ayer mismo que a la letra dice en su primer párrafo: “El director de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Acapulco (Capama), Javier Chona Gutiérrez, informó que en relación a la visita domiciliaria que inició la Auditoria General del Estado (AGE) el pasado 02 de agosto, se ha cumplido en tiempo y forma con los requerimientos solicitados por dicha institución”.

Evidentemente, la visita de referencia tiene que ver con la auditoría, lo que significa que la AGE sí le envió las observaciones, lo que contradice a los diputados perredistas que brincaron en defensa de la Capama.

Por otro lado, los diputados que difundieron los resultados puntualizaron que la paramunicipal dispondrá de 45 días para solventar las observaciones.

Corresponde a la AGE definir la situación; no obstante, aquí entra el juego político: unos diputados se lanzan contra Capama, otros la defienden, en tanto la AGE nada ha dicho, y será difícil que diga algo porque depende del Congreso, donde unos y otros están en guerra defendiendo posiciones políticas, no en defensa de la sociedad.