Morena y su proceso interno

Escrito por  Ginés Sánchez Oct 21, 2020

Prudencia y solidez representa Emilio Ulloa.

Emilio Ulloa, político mexiquense, con gran arraigo en el municipio de Ciudad Nezahualcóyotl, donde representa un gran liderazgo, participó en el proceso de selección, vía encuestas avaladas por el Instituto Nacional Electoral (INE), para ser secretario general del partido Morena, donde obtuvo más de 30 por ciento de la intención de voto, cuyas bases son las de un movimiento histórico con profundas raíces en el pueblo de México. Más que un partido político, son las fuerzas populares más legítimas mostrando todo su vigor y entusiasmo político.

Ulloa puede no ser ubicado en el contexto del proceso por la dirigencia en Morena, precisamente por su prudencia y responsabilidad política, pero es, ni más ni menos, el personaje más votado en las encuestas, muy por encima de todos.

Mesurado, como es su principal característica, y buscando la unidad hacia dentro del partido, Ulloa es y será respetuoso, hasta el final del proceso; es decir cuando el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación dé su última palabra.

Si la senadora con licencia Citlalli Hernández es considerada la virtual ganadora de la Secretaría General de Morena, es por el estatuto interno referido a la paridad de género. Pero insisto: de todos los aspirantes, tanto para la Presidencia como para la Secretaría General, es el que mayor intención de voto tuvo, y de muy lejos, además.

Ojalá que todos los actores participantes en dicho proceso actuaran como Emilio Ulloa, cuya trayectoria política habla por sí sola, a pesar de su juventud. Militantes cómo él se necesitan para transitar de un movimiento social a un partido bien estructurado, que pueda llevar a buen puerto todas las políticas que supone el proceso histórico de la cuarta transformación de la vida pública en México.