Concepto de infanticidio

Escrito por  Eduardo López Betancourt Jun 07, 2021

Gramaticalmente, infanticidio es la muerte dada al recién nacido por la madre o ascendientes maternos, para ocultar la deshonra de aquella.

El gran maestro Francesco Carrara, en su obra Programa de Derecho Criminal, define al infanticidio como “la muerte de un niño al nacer, o recién nacido, cometida con actos positivos o negativos por la madre ilegítimamente fecundada, con el fin de salvar el propio honor o de evitar inminentes sevicias”.

Aunado a lo anterior, el mismo autor considera que para la existencia de este delito, es indispensable demostrar que el niño nació con vida, situación que no acontece tratándose de un adulto, es decir en que el homicidio no se requiere probar la vida previa de la persona, y esta prueba es condicionante en el infanticidio, porque si la ejecución del delito se realizó sobre un cadáver, en razón de que el niño hubiera nacido muerto, faltará el elemento principal del delito, que es privar de la vida al recién nacido.

El destacado penalista Celestino Porte Petit, en su obra Dogmática sobre los delitos contra la vida y la salud personal, clasifica al infanticidio sin móviles de honor y honoris causa, manifestando que “debemos entender por infanticidio sin móviles de honor, la muerte perpetrada por cualquier ascendiente en la persona de su descendiente, dentro de las setenta y dos horas de su nacimiento, sin que medie ningún móvil de honor. Por infanticidio honoris causa se entenderá la muerte del infante, realizada por su madre dentro de las setenta y dos horas posteriores a su nacimiento, por móviles de honor”.

Empero, ya sea sin móviles de honor u honoris causa, el elemento sustancial de este delito era la muerte del infante cometida por sus ascendientes, como lo expresaba el artículo 325 del Código Penal Federal, antes de ser reformado, como se verá más adelante.

En este mismo sentido, Maggiore, en su obra Derecho Penal, define al infanticidio por causa de un honor expresando que “este delito consiste en ocasionar la muerte de un recién nacido, inmediatamente después del parto, o de un feto, durante el parto, para salvar el honor propio o el de un pariente próximo”.

De las definiciones enunciadas podemos indicar que sólo la proporcionada por el maestro Porte Petit hace mención a la temporalidad de setenta y dos horas para la realización del delito, situación muy importante, porque de otro modo habría discusiones innecesarias a fin de determinar si hubo infanticidio u homicidio.

Por infanticidio debe entenderse la muerte del menor dentro de las setenta y dos horas de nacido, causada por el ascendiente en línea recta, siendo indispensable para el agente conocer la relación de parentesco.

Conviene precisar que el 10 de enero de 1994 se reformó el Código Penal Federal suprimiéndose este delito, al igual que el parricidio, como ya lo señalamos anteriormente; y en su lugar se creó un nuevo delito denominado “homicidio en razón del parentesco o relación”: no obstante, consideramos necesario efectuar el análisis dogmático del infanticidio, por constituir el antecedente inmediato del actual ilícito, además de tener relevancia dentro de la doctrina. n