Imprimir esta página

Guía para escoger la máquina de entrenamiento más adecuada

Escrito por  Jun 27, 2019

El ejercicio es una parte importante de un estilo de vida saludable. Está científicamente comprobado que las personas sedentarias son más vulnerables a enfermedades; y cada vez son más los hombres y mujeres que toman consciencia de esta problemática para cambiar sus hábitos.

Además, los profesionales de la salud recomiendan que todos debemos realizar algún tipo de deporte. Esto se debe a que la calidad de vida de las personas mejora cuando se construye un estilo de vida saludable; y se puede prevenir muchas enfermedades físicas y mentales.

La actividad física previene problemas de salud, permite mantener un peso corporal saludable, aumenta la energía y la fuerza, puede ayudar a reducir el estrés, aumenta la capacidad de memoria, mejora la autoestima, entre otros. Debido a sus grandes beneficios, cada vez más personas deciden practicarlo y, por lo general, acuden a los centros de entrenamiento.

Los gimnasios disponen de diversas máquinas para hacer ejercicio, mediante estas se puede trabajar y fortalecer cada una de las partes del cuerpo. No obstante, conocer para qué sirven te permitirá elegir los más adecuados en el tiempo de entrenamiento y así obtener mejores resultados.

Aparatos de ejercicio cardiovascular: es la actividad en la que se pone en movimiento los músculos mayores del cuerpo durante un tiempo prolongado. Los ejercicios cardiovasculares están destinados a quemar calorías y perder peso.

Una de las máquinas más usadas para realizar esta actividad son las bicicletas estáticas, ya que imitan el movimiento de una bicicleta convencional. El spinning desarrolla poco impacto en las articulaciones y fortalece los tobillos, por lo que es de mucha ayuda para eliminar calorías. Aunque las máquinas de remo permiten entrenamientos más completos para quemar grasa, esto se debe a que desarrolla un trabajo en coordinación y la movilidad de todas las articulaciones.

Por otro lado, las caminadoras también son muy comunes, pero antes de iniciar con esta actividad es preciso tener una buena técnica de carrera y saber apoyar el pie para evitar futuras lesiones. Correr durante 20 minutos involucra a todos los principales músculos del cuerpo, genera resistencia cardiovascular y quema calorías.

Aparatos para endurecer piernas y glúteos: para el fortalecimiento de glúteos y piernas se recomienda utilizar el banco de step que simula los movimientos de subir escaleras, y el ejercitador de piernas trabaja músculos internos y externos. No es la máquina que más gasto calórico produce pero emplea más demanda del tren inferior del cuerpo.

Los prensa de pierna permite levantar gran cantidad de peso realizando movimientos semejante a las sentadillas. Esta máquina trabaja intensamente los glúteos, logrando solicitar los músculos al completo, así como fortalecer femorales que ayudan a levantar los glúteos. El movimiento se realiza a 45º y se ejecuta con fluidez, control y toda la espalda apoyada en el aparato para un trabajo más seguro.

Aparatos para ejercitar brazos y pecho: por lo general, las mancuernas o pesas son las que desarrollan funciones para ejercitar brazos y pecho (bíceps, tríceps). No obstante, el remo también combina técnicas de flexión y extensión de brazos, por lo que sirve de gran ayuda. Además, también fortalece la columna vertebral y el centro del cuerpo, evitando dolores en la espalda. 

Aparatos para la musculatura: las máquinas imprescindibles son las plataformas vibratorias, ya que trabajan y fortalecen los grupos musculares al mismo tiempo y no ocasionan daños en las articulaciones. Realizar 15 minutos en ella equivale a una hora de ejercicio como la natación. En las plataformas se pueden realizar ejercicios de pie o sentados.