La Jornada Guerrero - Jueves, 21 Septiembre 2017

 Hay una emergencia nacional; lo que ayer arreglamos, hoy se desarregló: Astudillo

Informa el gobernador al presidente Peña los perjuicios detectadas en 58 municipios afectados

Pide el mandatario a la población estar pendiente de las lluvias que azotarán en algunas regiones


Chilpancingo, 21 de septiembre. Al menos unas mil casas dañadas por el sismo del pasado 19 de septiembre se han contabilizado hasta este momento, informó el gobernador Héctor Astudillo Flores, quien determinó la suspensión de clases para este viernes.

El gobernador fue consultado al término de la entrega de becas a jóvenes estudiantes sobre si habrá cambios en el presupuesto para poder hacer frente a los embates de las lluvias y del sismo, y al respecto, Astudillo Flores manifestó que hay una emergencia nacional, misma que no está radicada en Guerrero, por lo que su gobierno continúa con los trámites que se tienen que hacer para acceder al Fonden.

“Lo primero que se tuvo que hacer fue cuidar el tema por supuesto de la vida de las personas, restablecer luz y carreteras, lo que pasa es que son muy recurrentes, lo que habíamos arreglado en la Costa Chica ya se desarregló con las lluvias de ayer, especialmente caminos; los refugios que ya se había casi cerrado, ya se volvieron a abrir; entonces, estamos en una emergencia que se va y se viene; no es un asunto nada sencillo, pero los pasos se están siguiendo y se van a seguir”, dijo.

De hecho, mencionó que este miércoles habló con el presidente Enrique Peña Nieto a quien le enlistó “las afectaciones reales”.

“Le di un informe vía telefónica de lo que estaba sucediendo (…) le dije de las afectaciones reales, me preguntó ¿cuáles eran los municipios más afectados? y le di el dato de Atenango; le hablé de las casas, de qué tipo de casas, mucha casa de adobe, le dije también del asunto de Max; él me preguntó que cómo veía el grado de la urgencia y le dije que, por supuesto, que había urgencias, pero que, también, yo le dije que no se comparaba con lo de Morelos y con lo del Distrito Federal”, mencionó.

Publicado en Sociedad y Justicia

La violencia y la convivencia escolar en cuanto a la percepción de los jóvenes respecto del ambiente escolar en Acapulco, la inasistencia escolar es la más alta en el nivel medio superior, con un 50.2%, seguido del nivel secundaria con un 12.3%. En los polígonos seleccionados, la percepción de jóvenes en el ambiente escolar de la educación media superior es que hay pandillas y venta de drogas en el interior de la escuela; respecto al acoso escolar, entre los indicadores, el municipio de Acapulco registra un comportamiento equivalente a los promedios de referencia, con excepción de la violencia a través de burlas, sobrenombres, rumores o mentiras, que es superior en dos puntos perceptuales al promedio nacional.

La información de los polígonos en selección muestran un nivel más alto de violencia a través de burlas y apodos con 36%; el consumo de alcohol alcanza 22.4%; y el maltrato de maestros a estudiantes 8.6%

Los factores económicos están asociados a las condiciones económicas de la población como la condición laboral, el ingreso y la disponibilidad de las fuentes de empleo de calidad; la premisa aquí seguida, es que condiciones laborales  desfavorables aumentan la propensión al riesgo de verse involucrado en situaciones de violencia.

Publicado en Artículo
Viernes, 22 Septiembre 2017 00:05

Enojo Social

La historia se repite, no cabe duda. Los proyectiles y los improperios lanzados contra el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, cuando recorría una instalación colapsada en el centro de la Ciudad de México, un día después del sismo de este 19 de septiembre, traen a la memoria no sólo el terremoto que en la misma fecha, pero hace 32 años, sacudió la capital del país con saldo de al menos 10 mil muertos, sino también un incidente ocurrido 10 años antes de esa infausta ocasión.

En las postrimerías de su mandato, el 14 de marzo de 1975, el entonces presidente de la República, Luis Echeverría Álvarez, protagonizó un penoso y peligroso incidente al visitar la UNAM para inaugurar el semestre lectivo y, de paso, congraciarse con la comunidad universitaria que, desde mucho antes y hasta ahora, lo ha señalado como el autor intelectual de la matanza del 2 de octubre de 1968 –cuando era secretario de Gobernación– y de ordenar la matanza de estudiantes el 10 de junio de 1971 en el Jueves de Corpus.

Los ánimos se empezaron a caldear cuando un grupo de estudiantes que acababa de manifestarse en la explanada de Rectoría llegó al auditorio Salvador Allende de la facultad de Medicina y empezó a lanzar primero consignas, luego insultos y, finalmente, proyectiles contra el entonces “jefe de las instituciones mexicanas”, como solían referirse al Presidente en el programa dominical La Hora Nacional.

Publicado en Editorial

Archivo

« Mayo 2021 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31