La Jornada Guerrero - Martes, 17 Septiembre 2019
Miércoles, 18 Septiembre 2019 00:05

Opacidad y encubrimiento

Cuando la diputada local Mariana García Guillén habla de que sólo 18 de los 81 municipios de la entidad cuentan con órganos de control interno y que hay resistencia de algunos ayuntamientos de Guerrero a instalarlos, habrá que entender que la legisladora está en lo suyo.

Asegura que debido a esta reticencia Guerrero está muy atrasado en materia de transparencia y rendición de cuentas, por lo que el Congreso local ha estado exigiendo a los ayuntamientos que cumplan con la instalación de sus órganos de control interno.

Habrá que puntualizar, no obstante, que crear más mecanismos con el propósito ya expresado no necesariamente conllevaría a un mejor manejo de los recursos presupuestales, el cual se lograría tan sólo con que el Congreso precisamente hiciera su chamba en el área de fiscalización.

Si la transparencia y la rendición de cuentas se mide por la existencia o ausencia de ese órgano de control interno, habría que preguntar si los 18 ayuntamientos que cuentan con el mismo se desempeñan de mejor manera que los omisos.

Es de suponerse que son los municipios más importantes los que cuentan ya con el órgano interno, y aun en esos abundan los señalamientos de desaseo contra las anteriores administraciones.

Es de entenderse que la transparencia y la rendición de cuentas se traducen necesariamente en una mejor administración, cuando en realidad no es así.

Ahí están todos los alcaldes que entraron hace un año, quejándose de saqueos; haciendo malabares para satisfacer sus necesidades más apremiantes.

¿Cómo se diferencian los que tienen órgano de control interno de los que no? Todos navegan en un océano de opacidad y truculencias que luego negocian alcaldes entrantes y salientes. Siempre ha sido lo mismo.

Es claro que lo que dice la diputada García Guillén es cumplir solamente la legalidad, lo cual no reditúa en honestidad, simple y llanamente porque no funcionan los sistemas fiscalizadores.

Si tan sólo mediante su brazo ejecutor, que es la Auditoría Superior del Estado, el Congreso local cumpliera su responsabilidad de fiscalizar a los municipios, no habría necesidad de tantos brincos, ruido e inventos. n

Publicado en Editorial
Miércoles, 18 Septiembre 2019 00:05

Acude Evodio Velázquez ante la CDHEG y la Fiscalía

Chilpancingo, 17 de septiembre. El ex alcalde de Acapulco, Evodio Velázquez Aguirre, acudió a la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Guerrero (CDHEG), para revisar la situación actual o si existe alguna queja en su contra.

Posteriormente acudió a la Fiscalía General del Estado (FGE) para entregar un documento, derivado de los múltiples señalamientos hacia su persona y de las querellas en su contra, con la dirección de su residencia actual, a fin de que se garantice y se salvaguarden sus derechos

Durante su reunión con el ombudsman del estado, Ramón Navarrete Magdaleno, estuvo acompañado por algunos diputados de la bancada del Partido de la Revolución Democrática (PRD) del Congreso local y el secretario general del Comité Ejecutivo Estatal (CEE), Marco Antonio Organiz, así como de los comités municipales de Chilpancingo y Acapulco.

Evodio Velázquez explico que su visita al CDHEG fue como un ciudadano más, ya que por el momento no ostenta algún cargo público, y acudía a indicar que estaba totalmente dispuesto a atender cualquier llamado que le haga la comisión.

Indicó que “durante todo el proceso de mi salida de la presidencia municipal, he tenido varios señalamientos y uno de ellos ha sido el que existe, por la alcaldesa de Acapulco, denuncias en su contra, los cuales han sido señalamientos públicos ante los medios de comunicación… por lo que vengo a ponerme a disposición de la Comisión de Derechos Humanos”.

El presidente de la CDHEG, Ramón Navarrete, señaló que la acción del ex alcalde es de lo más saludable y estaba en su derecho el hacerlo. “Nunca está por demás revisar que ha pasado por aquí en la Comisión, en el desempeño de nuestras funciones como servidores públicos”, dijo.

Explicó que ya se ha buscado, tanto en Chilpancingo, como en la delegación de Acapulco, algún registro de la existencia de alguna queja de la actual alcaldesa Adela Román hacia el ex edil Evodio Velázquez.

Informó que hasta ahora no existe y no se ha encontrado ninguna de las quejas mencionadas, ni por el ayuntamiento ni por la presidenta municipal.

Publicado en Política

Archivo

« Agosto 2019 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31