La Jornada Guerrero - Miércoles, 07 Octubre 2020

Se desmantelan las oficinas que ayudan a los campesinos, advierte


Tecpan, 7 de octubre. El secretario general de la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos, Evencio Romero Sotelo, aseguró que con la desaparición de los fideicomisos los campesinos del país se quedan sin dependencias a dónde pedir apoyos para el campo y alejados de la mano del gobierno federal, “como jamás había sucedido en la historia del país”.

Afirmó que los agricultores estarán en la más completa indefensión y abandonados, porque además de la desaparición de los fideicomisos, también las autoridades federales desaparecieron la Subsecretaría de Agricultura, de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), que es donde se manejan todos los programas de ayuda al campo en México.

Apuntó que la desaparición de los fideicomisos incluye a dos que son herramientas importantes para que los agricultores mejoren la producción de sus cultivos, como Financiera Rural, en la que obtienen créditos para llevar a cabo proyectos de gran magnitud, y el Fonden (Fondo para la Atención de Emergencias), que los ayuda a reconstruir sus casas, los caminos rurales y sacacosechas destruidos por el paso de los fenómenos meteorológicos.

En entrevista, indicó que la desaparición de la subsecretaría federal se debe a que el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, debe cumplir con el artículo 3.6 del Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos y Canadá (T-MEC), que prohíbe cualquier tipo de ayuda de los gobiernos de esos países a sus productores para incrementar sus producciones agrícolas.

“El gobierno federal, en apego a lo ordenado por los países del norte, desapareció la subsecretaría que era en la que se concentraban todo tipo de apoyos para los productores agrícolas del país, mismos que hoy se han quedado sin ningún tipo de ayuda de parte de la Federación como jamás había ocurrido en la historia del país”, puntualizó.

Asimismo, dijo que esa situación también favorece a la entrada en los tres países de las semillas y productos transgénicos, lo que de igual forma se aprueba en el T-MEC, y abundó que todas las decisiones apuntan a la próxima desaparición de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, es decir, “que comenzó el desmantelamiento de las oficinas que ayudan a los campesinos del país”.

Ante la inminente desaparición del organismo federal, Romero Sotelo indicó que las organizaciones sociales campesinas en Guerrero estarán pendientes de los resultados de las investigaciones que están abiertas contra los dos responsables del programa de fertilizante del gobierno federal, Jorge Gage Francoise y Miguel García Winder, señalados por no comprobar el destino de más de mil millones de pesos de ese programa, que catalogó como un fracaso desde que lo tomó en sus manos el gobierno de la República.

Publicado en Sociedad y Justicia
Jueves, 08 Octubre 2020 01:35

¿Turismo político?

Mucha precaución han de tener los integrantes de la comuna de Iguala, cuatro de los cuales han sido invitados a visitar las instalaciones en Praga, capital de la República Checa, de una empresa que, por la información que envía desde ese municipio el corresponsal de este diario, ofrece sus servicios para construir una planta purificadora de agua.

De acuerdo con esta información, los ediles aprovecharán la oportunidad para visitar otros países de Europa, también con gastos pagados por la mencionada empresa.

Deben tener cuidado, pues la operación ronda de manera peligrosa con el soborno, y podría ser tomada como tal tanto por los habitantes del municipio como por las autoridades encargadas de vigilar el comportamiento ético de los servidores públicos.

Es obvio que habrían tenido los ediles que sortear muchas dificultades si hubieran intentado hacer ese viaje al viejo continente con recursos públicos. En ese sentido, la opción de hacerlo con recursos aportados por la empresa interesada en obtener el contrato en apariencia podría evitarles la molestia de ser blanco de críticas y señalamientos de sus conciudadanos, así como la sospecha y la posterior intervención de los organismos gubernamentales a cargo de vigilar el uso correcto de los recursos públicos.

Pero esa idea es ilusoria. Cualquier ciudadano, por menos informado que esté, puede concluir que la aportación del proveedor interesado no es gratuita, sino que tiene el objetivo de que sus servicios sean contratados. Ello puede incluir, por supuesto, recuperar su inversión una vez logrado el contrato, y el modo más lógico de hacerlo sería incluir su monto en el presupuesto global de la obra.

La práctica de hacer generosos regalos a los servidores públicos que tienen la facultad de decidir sobre el presupuesto gubernamental no es nueva, ni en nuestro país, ni en el resto del mundo, de manera que no habría mucho que discurrir acerca de esa maniobra. n

Publicado en Editorial

Archivo

« Diciembre 2020 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31