La violencia como objetivo

Escrito por  Jul 21, 2020

Respecto al ataque al Congreso local perpetrado el fin de semana por normalistas de Ayotzinapa y miembros de la Federación de Estudiantes Campesinos Socialistas de México (FECSM), el vicecoordinador de la bancada de Morena Arturo Martínez Núñez, reprochó que “la violencia no es la vía correcta para llegar a concretar el diálogo y lograr acuerdos”.

¿Quién diría al diputado que los agresores querían diálogo? ¿Acaso les dijo el grupo agresor que buscaban acuerdos?

Pero además, ¿acuerdos sobre qué? Lo que demandaban era la presentación de sus 43 hermanos desaparecidos en Iguala en 2014.

¿Y es el Congreso acaso el que está llevando las investigaciones?

Si hubieran atacado el Palacio Judicial tendría cierta lógica porque lo acusan de ocultar videos sobre lo ocurrido el 26 y 27 de septiembre.

Pero ¿Por qué reclamar a los diputados?

Pero por otra parte, padres de los 43 y grupos de apoyo como Tlachinollan, han expresado en los últimos días su beneplácito por los pasos que sobre las investigaciones ha hecho la Fiscalía General de la República, entre ellos la identificación de los restos de Christian Alfonso Rodríguez Telumbre, uno de los 43.

¿Quiere eso decir que padres y organizaciones sociales de apoyo transitan por una senda y grupos como los agresores del Congreso caminan por otra tratándose del mismo asunto?

¿Tiene lógica, sentido o congruencia?

Ni la pandemia de Covid-19 "podrá callar el grito por la presentación con vida de nuestros 43 hermanos", dijeron.

¿Quién los está callando, si por el contrario cuentan con toda la libertad no sólo para vociferar, sino para incendiar, saquear y agredir impunemente?

Fundamentaron su atropello diciendo que la pandemia provocó la restricción de muchas actividades, desde la producción del campo hasta las mismas actividades educativas, que el derecho a la salud se quebrantó y que la insolente responsabilidad de autoridades sanitarias han paralizado el andamiaje judicial, impidiendo que los inocentes sean libres y los culpables encarcelados.

¿Alguien atiende este galimatías?

¿Es este vandalismo lucha social?

¿Se trata de desafiar al gobierno, cuya tibieza y pasividad les abre las puertas a la violencia y la anarquía sin recibir castigo jamás?

¿Se busca represión?

No. Que sólo se haga valer el imperio de la ley.

¿Es indebido, injusto o incorrecto? n