Imprimir esta página

Dificultades que vienen

Escrito por  Ene 11, 2021

Vienen días difíciles para los destinos turísticos de Guerrero en el tema sanitario, en específico en lo relacionado con los contagios del Covid-19, como consecuencia de la marea turística que pasó por ellos en la temporada vacacional de fin de año, según prevé el secretario de Salud del estado, Carlos de la Peña Pintos.

Y es que las autoridades se vieron ante un dilema: dejar que amplios sectores de la población prácticamente murieran de inanición o declarar semáforo epidemiológico amarillo para permitir que la economía fluyera, así fuera en niveles mínimos, durante el periodo vacacional. Se decidieron por la segunda opción y se alistaron para hacer frente a sus consecuencias. En la administración pública, como en muchos otros ámbitos de la vida, así son las cosas: todo tiene ingredientes de las dos características, ventajas y desventajas.

Pero en esta ocasión la situación puede complicarse de una manera muy particular, porque, por un lado, la llegada de las vacunas al país y luego al estado –lo cual está anunciado para ocurrir hoy– genera, a querer o no, una sensación de confianza en que la solución está a la vuelta de la esquina, lo cual no es precisamente cierto, y porque los aspirantes a cargos de elección popular ya comenzaron a hacer labor de proselitismo entre la sociedad, lo cual implica la organización de reuniones y hasta actos que suelen ser masivos, en los cuales los asistentes desacatan las disposiciones sanitarias, incluso si los organizadores se esfuerzan por hacer que se cumplan.

De hecho, la violación de las normas en esos encuentros –visible en los reportes de prensa y constatada por las autoridades del ramo– bien puede ser consecuencia de la confianza anticipada en las vacunas.

Por supuesto, ha de darse por sentado que las autoridades continuarán actuando con la energía que han mostrado para dispersar aglomeraciones y clausurar establecimientos que desacaten las órdenes del gobierno. Pero si un experto en el tema, como el doctor De la Peña, prevé días críticos, es porque de seguro los habrá. n