¿Y el acceso a playa cerrado?

Escrito por  Feb 02, 2019

Nada se ha dicho ya respecto al probable fraude relacionado con la construcción de una barda que obstruye el acceso a la playa San Vicente, ubicada en la zona Diamante.

El pasado 4 de enero, el regidor Javier Morlett Macho, presidente de la Comisión de Desarrollo Urbano y Obras Públicas del cabildo de Acapulco, puso al descubierto que la escritura del terreno adyacente a donde fue construida la barda de siete metros de longitud fue modificada de manera irregular en 2017.

Ese día, el 4 de enero, el regidor indicó que, una vez notificada esa irregularidad, los desarrolladores de la inmobiliaria Madre Tierra tendrían 15 días para presentar la licencia de construcción, o de lo contrario el muro podría ser demolido por la autoridad municipal; no obstante, este lunes 4 se cumple exactamente un mes y no se ha chistado qué pasó. La Comisión de Desarrollo Urbano y Obras Públicas del ayuntamiento, tal como lo hizo el mariachi, calló.

Este jueves, en la sesión ordinaria abierta de cabildo realizada en la comunidad de Llano Largo, locatarios de playa San Vicente pidieron a la alcaldesa Adela Román Ocampo derribar la barda.

Dijeron que debido a la construcción fueron desalojadas unas 150 familias que desde hace 19 años tenían locales en ese balneario, en los que vendían comida y ropa o rentaban mobiliario de playa.

En respuesta, la alcaldesa se comprometió con los locatarios a que la barda se va a tirar, “y el acceso va a existir; les damos la seguridad de que vamos a responderles”.

Aquí el punto es la legalidad. Si bien la administración pasada concedió a la inmobiliaria la licencia para cerrar el paso, la actual tendría que revisar si la expedición del permiso estuvo apegada a derecho o no; independientemente de ello, la autoridad municipal ya detectó una triquiñuela relacionada con el terreno contiguo, y es lo que también está pendiente de aclarar.

Si la alcaldesa se comprometió a rescatar el andador, en algo se basará. Mientras tanto, parece ser tiempo ya de que la Comisión de Desarrollo Urbano y Obras Públicas conceda una explicación del estado que guarda el asunto, rebasado ya el tiempo que fijó para que Madre Tierra presente la documentación que debieron requerirle. n