Reabrirán playas con un protocolo de sanidad y restricciones, informa alcaldesa Foto: Raúl Aguirre

Reabrirán playas con un protocolo de sanidad y restricciones, informa alcaldesa

Escrito por  Abigail Perezcano Jun 29, 2020

Será gradual la reapertura de actividades turísticas, al 30% de capacidad, señala

Resalta Adela Román que el reinicio ocurrirá el 2 de julio con estricto orden y vigilancia


La reapertura de las playas de Acapulco se hará con un protocolo de sanidad y restricciones en la franja de arena, informó la presidenta municipal Adela Román Ocampo.

Explicó que la reapertura de actividades turísticas con hoteles y restaurantes será gradual, por lo que operarán al 30 por ciento de su capacidad; de igual forma los servicios de playas, que operarán “con base en un protocolo de sanidad estricto para evitar más casos y rebrotes de Covid-19”.

Detalló que se permitirán actividades recreativas de manera controlada en un horario de 10 de la mañana a 5 de la tarde, por lo que a esa hora se retirará el mobiliario que se renta en playas.

Al sostener ayer una videoconferencia con el gobernador Héctor Astudillo Flores, funcionarios y prestadores de servicios, la alcaldesa enfatizó que la reapertura el 2 de julio será con estricto orden y vigilancia.

Comentó que hay certeza de que el semáforo epidemiológico en Guerrero estará en naranja para el 2 de julio, y llamó a hoteleros, restauranteros, empresarios y comerciantes a que “nos ayuden a hacer la tarea”.

Reiteró que las actividades turísticas en la entidad iniciarán con el 30 por ciento de su capacidad para entrar a la nueva normalidad y detalló que se mantendrán las restricciones para abrir en bares, discotecas, cines, gimnasios, plazas comerciales, salones de fiestas y demás comercios no esenciales.

Román Ocampo remarcó que hay consenso entre los tres niveles de gobierno para que se apliquen estrictamente las medidas de seguridad sanitaria y así evitar que sigan aumentando los contagios por Covid-19.

 “Con la reapertura de actividades el gobierno municipal va a ser sumamente estricto porque está de por medio la vida, la salud, y sería muy triste si nosotros no cumpliéramos con los protocolos, los lineamientos de Salud federal, de Salud estatal y del municipio. De no cumplir cada quien con su responsabilidad, se tendrían que cerrar nuevamente las playas, volver al color rojo en el semáforo epidemiológico y eso sería muy lamentable”, expuso en la reunión virtual.

Agradeció también la participación de las fuerzas armadas en las labores de dispersión de personas y de vigilancia de la aplicación de las medidas sanitarias.

Subrayó que el ayuntamiento porteño “seguirá aplicando las medidas sanitarias pese a la inconformidad de la gente, puesto que lo primordial es velar por la seguridad y salud colectiva”.