Imprimir esta página
La exclusión digital es una de las mayores desigualdades de mujeres rurales: activistas Foto: Raúl Aguirre

La exclusión digital es una de las mayores desigualdades de mujeres rurales: activistas

Escrito por  Patricia Rumbo Oct 16, 2020

En Guerrero 46% de las féminas del campo no tienen ingresos propios, denuncian

La falta de conectividad y de dispositivos móviles son sus barreras, señala la red Todas Somos México


La exclusión digital es una de las mayores desigualdades de las mujeres rurales, informaron activistas en el día conmemorativo de esta población.

La falta de conectividad y de dispositivos móviles son barreras para las mujeres del campo que dificultaron más su trabajo durante la pandemia de Covid-19, comunicaron representantes de la red Todas Somos México.

Este 15 de octubre las promotoras precisaron que cuanto mayor es la brecha de género en la posesión de teléfono y garantías, peor es la inserción laboral en un momento en que la movilidad se ha limitado y la manera de informarse es el internet.

Refirieron que de acuerdo a la a Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, es posible proveer de comida a 150 millones de personas más en el mundo, si las productoras y trabajadoras agrícolas tuvieran las mismas condiciones que los hombres.

Precisaron que en Guerrero y otras regiones un 46 por ciento de las mujeres rurales no tienen ingresos propios.

“Las empleadas de las cosechas reciben en promedio un salario del 75 por ciento menor al de los hombres; el 54 por ciento de ellas viven por debajo de la línea de pobreza y alrededor de un cuarto de las explotaciones agropecuarias están a cargo de mujeres”, señalaron.

Existe una brecha de género en el acceso a las tecnologías de la información y las comunicaciones en el país, la cual es superior en los estados pobres como Guerrero, Oaxaca y Chiapas donde es menos probable que las mujeres posean un teléfono móvil y acceso a derechos sociales frente a los hombres.

“Las mujeres que viven en zonas rurales son las menos conectadas, colocadas en empleos vulnerables pero el tema adquiere especial relevancia en tiempos de la crisis sanitaria, que hizo cambios en las formas de producción y en las redes de comercialización de todo tipo de productos,  alimentos y bienes suministrados por la tierra”, expusieron.

En diferentes declaraciones la representante del Observatorio de Medios de la organización Comunicación e Información de la Mujer AC (Cimac), Cirenia Celestino Ortega, explicó que la campaña Ellas Deciden sobre sus Cuerpos, Comunidades y Territorios, forma la alianza estratégica entre Girls Not Brides, Cladem, Oxfam México y The Hunger Project México.

Especificó que el movimiento busca posicionar el poder de las niñas, adolescentes y jóvenes como agentes y actoras estratégicas que contribuyen al desarrollo de sus localidades.

Ellas Deciden, aborda los matrimonios y uniones tempranas y forzadas, los embarazos forzados, el trabajo de cuidados no remunerados, que sumados profundizan la feminización de la pobreza en los contextos rurales de Guerrero.

El proyecto se traducirá a las lenguas indígenas tzotzil y mazateca en esta primera etapa para impulsar al grupo a protagonizar su propia historia y después a más lenguas.

Las defensoras de los derechos de las mujeres solicitaron el reconocimiento al papel decisivo de sus compañeras rurales en el desarrollo, la seguridad alimentaria y la erradicación de la pobreza.