Imprimir esta página
Policías del GTRI entregan aguinaldos a niños en colonias de Acapulco Foto: Dassaev Téllez Adame

Policías del GTRI entregan aguinaldos a niños en colonias de Acapulco

Escrito por  Dassaev Téllez Adame Ene 07, 2021

Los centauros se cooperaron para comprar dulces y algunos juguetes para más de 100 menores de Renacimiento y la Zapata


Policías miembros del Grupo Táctico de Respuesta Inmediata (GTRI) Centauro realizaron la entrega de aguinaldo a más de 100 niños en la zona de las colonias Renacimiento y Zapata en Acapulco.

Para esto, los policías realizaron una colecta entre ellos para poder comprar diversos dulces y de manera organizada elaboraron los aguinaldos, los cuales fueron entregados la mañana de este Día de Reyes.

En esta ocasión, una de las zonas catalogadas como focos rojos en el puerto de Acapulco, recibió la visita de los centauros, pero ahora no sostuvieron un operativo, sino que emularon ser los Reyes Magos a bordo de sus animales y llevaron un poco de alegría a la periferia de la ciudad.

Un grupo de policías, que optó por omitir sus nombres y que su acción quedará en mero altruismo, dijeron que desde hace unos días se unieron para aportar dinero y/o dulces para elaborar aguinaldos para los niños, incluso lograron comprar algunos juguetes, estos últimos fueron entregados a niños de muy escasos recursos.

“Todos los días recorremos estas calles, y vemos que hay muchos niños a los que los Reyes Magos no los visitarán porque hay mucha pobreza, por eso decidimos hacer esta labor”, comentó uno de los uniformados que en la moto cargaron los dulces.

Aclararon y puntualizaron que esta iniciativa fue completamente idea del personal operativo y que no tiene nada que ver con alguien externo, ni político ni mando ni gobierno, “nosotros simples policías compramos para tratar de hacer felices a niños de escasos recursos”.

Dijeron sentirse muy complacidos de ver la sonrisa de los niños, incluso que les dejaba una experiencia sin igual, ya que este miércoles dejaron de lado, por unos momentos, sus actividades diarias y llevaron un poco de alegría a los niños de esta zona urbana de Acapulco.

También, dejaron de recibir insultos y maldiciones de quienes delinquen por recibir gracias y bendiciones de pequeños que los vieron como sus amigos.

“Nuestra función es la de prevenir el delito y hoy creo que fue una de las acciones que más impacto pueden tener, porque los niños vieron que un policía no es su enemigo, que un policía puede ayudarlo y eso les dará seguridad”, dijo otro policía.

Antes de retirarse y reincorporarse a sus actividades, los centauros indicaron que, ante el éxito obtenido en esta labor, buscarán que más compañeros se sumen y se pueda llegar a otros lugares y a más niños.

“Esperemos que otros compañeros también puedan desprenderse de algún recurso y poder sentir lo bien que es estar rodeado de niños que agradecen un pequeño presente”.