Empresarios y proveedores para fiestas protestan en la glorieta de La Diana Foto: Raúl Aguirre Díaz

Empresarios y proveedores para fiestas protestan en la glorieta de La Diana

Escrito por  Héctor Briseño Feb 23, 2021

Exigen a las autoridades ayuda económica para sobrevivir


Empresarios y proveedores para fiestas y eventos sociales se manifestaron la mañana de lunes sobre la franja turística, primero sin bloquear la circulación, a la altura de la glorieta de La Diana, para exigir a autoridades de los tres niveles de gobierno ayuda económica.

Los afectados explicaron que a casi un año de iniciar la pandemia de Covid-19, la situación es insostenible, pues debido a las medidas sanitarias dictadas por autoridades, no pueden efectuarse encuentros sociales, lo que afecta a músicos, fotógrafos, floristas, a quienes rentan sillas, salones de fiesta, a quienes preparan banquetes, cenas y comidas, entre otros.

Al sitio acudió el secretario del Trabajo y Previsión Social estatal, Óscar Rangel Miravete, quien se comprometió a gestionar una audiencia con autoridades estatales.

Al no obtener una respuesta satisfactoria, los prestadores bloquearon, ahora sí, ambos sentidos de la avenida Costera a la altura de La Diana a las 2:20 de la tarde, aproximadamente dos horas.

Adrián Aguilar González, vocero de la agrupación Proveedores Unidos por Acapulco (PUA), explicó que se trata de 135 empresas dedicadas a la organización de eventos sociales y al giro de turismo de celebración, cuyos administradores y propietarios decidieron unirse hace 11 meses para hacer frente a la crisis ocasionada por la pandemia del Covid-19.

Advirtió que de sus ingresos dependen al menos 600 familias de forma directa en Acapulco.

Criticó que el programa de tandas que promovió el gobierno federal de poco sirve, pues 6 mil pesos no alcanzan para hacer frente a los compromisos de un negocio en 12 meses.

Los manifestantes exigieron una audiencia con el gobernador Héctor Astudillo Flores.

Reprocharon que el gobierno municipal no tiene capacidad de resolver su problemática y el gobierno federal ya está pensando en las próximas elecciones.

“Nunca se nos ha tomado en cuenta”, “Somos un sector afectado por la pandemia”, “6 meses sin ingresos y otro más este año (sic)”, fueron algunos de los mensajes que se leían en las cartulinas que portaban los manifestantes.