Imprimir esta página
Empresarios de la construcción pertenecientes a la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) sector Acapulco, se manifestaron en la explanada del palacio municipal de la avenida Cuauhtémoc, para exigir una vez más, el pago del adeudo institucional generado en administraciones municipales anteriores. Empresarios de la construcción pertenecientes a la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) sector Acapulco, se manifestaron en la explanada del palacio municipal de la avenida Cuauhtémoc, para exigir una vez más, el pago del adeudo institucional generado en administraciones municipales anteriores. Foto: Ruben Vázquez Santiago

Protestan constructores en el ayuntamiento de Acapulco; demandan el pago de adeudos

Escrito por  Héctor Briseño y Abby Perezcano Ago 29, 2017

Desde 2011 les deben 51 mdp a 52 empresas, denuncia el vicepresidente de CMIC

Se compromete el alcalde a abonar 5 mdp este año y transparentar las concesiones de obra pública


Empresarios de la construcción pertenecientes a la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) sector Acapulco, se manifestaron en la explanada del palacio municipal de la avenida Cuauhtémoc, para exigir una vez más, el pago del adeudo institucional generado en administraciones municipales anteriores.

Los inconformes también estacionaron vehículos pesados en un carril de la vialidad, a largo de 200 metros, lo que provocó circulación lenta y la invasión por parte de conductores de vehículos compactos del carril del Acabús.

Los constructores exigieron ser recibidos por la autoridad municipal en conjunto, y no a través de una comisión.

El vicepresidente de la CMIC, Arturo de la O, explicó que "exigimos el pago de los adeudos generados entre 2011 y 2013, que ascienden a 51 millones de pesos".

Indicó que son afectadas 52 empresas.

También existe inconformidad entre empresarios locales del ramo, quienes señalaron que el gobierno municipal está asignando obras a constructoras foráneas.

Arturo de la O manifestó que "hay una relación de 150 acciones para 150 empresas pero desconocemos a quienes se las están asignando".

Los constructores señalaron que las obras efectuadas corresponden principalmente a trabajos de introducción de drenaje, pavimentación de calles y construcción de jardines de niños, entre otras.

Advirtieron que la falta de pago afecta no solamente a responsables de las constructoras, sino a trabajadores de obra y familias completas cuyo sustento económico depende de este sector.

Al inicio de la actual administración, la deuda ascendía a 60 millones de pesos, que se mantuvo hasta enero de 2016. Actualmente el pasivo institucional suma 51 millones de pesos.

El alcalde se reunió con una comisión de los contratistas

El alcalde Evodio Velázquez Aguirre se comprometió con integrantes de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) a abonar 5 millones de pesos este año a la deuda de 50 millones por obras públicas que ya fueron terminadas.

También se comprometió a publicar en la página de transparencia del municipio los 200 contratos que tiene la Secretaría de Obras Públicas con constructoras, en respuesta a la petición de los contratistas de que se les asignen más trabajos a las empresas.

Luego de que miembros de la CMIC protestaron en el Ayuntamiento para exigir al gobierno municipal que cumpla con el convenio firmado en abril de pagar 10 millones de pesos del adeudo, el alcalde atendió a una comisión de contratistas.

Al término de la reunión, Evodio Velázquez recordó que la deuda con las constructoras no fue hecha por su gobierno, sino que fue adquirida en 2011 por obras que se ejecutaron y no se pagaron.

Sin embargo, dijo que, desde que inició su administración, ha abonado 8 millones de pesos a la deuda histórica y “estamos planeando dar 5 millones de pesos de abono en este año”.

Enfatizó que antes de que termine su gobierno espera poder cumplir con el pago de 10 millones de pesos que se acordó en el convenio firmado en abril.

Pidió a los contratistas no volver político el tema, pues reiteró que su gobierno no acepta presiones ni chantajes.

Afirmó que de los 200 contratos que tiene la Secretaría de Obras Públicas, el 40 por ciento son con afiliados a la CMIC y el resto con otras asociaciones y colegios, así como empresarios autónomos.

“Vamos a transparentar los contratos, vamos a publicar en la página de transparencia del municipio para que la gente vea que a la Cámara de la Industria de la Construcción que es la que tiene dudas de la obra pública, le estamos dando el 40 por ciento de los 200 contratos de la Secretaría de Obras Públicas”.

Velázquez Aguirre remarcó que todas las obras de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Obras Públicas son ejercidas por empresas acapulqueñas.