Incrementan empresarios de Tecpan dos pesos más al precio del kilo de tortilla Foto: Rodolfo Valadez Luviano

Incrementan empresarios de Tecpan dos pesos más al precio del kilo de tortilla

Escrito por  Rodolfo Valadez Luviano y Dassaev Téllez Adame May 17, 2021

Prevén industriales de la masa y la tortilla de Chilpancingo que se registre un desabasto

Los empresarios no son solidarios con la población por la afectación económica a raíz de la pandemia, señalan


Tecpan, 16 de mayo. A partir de mañana lunes los miembros de la Asociación de Molineros y Tortilleros del Municipio de Tecpan, incrementarán otros dos pesos al precio del kilo de tortilla, de 22 a 24 pesos.

El último incremento al precio fue hace apenas dos meses, cuando de manera repentina en las tortillerías del municipio, de la noche a la mañana, aparecieron cartulinas en las que se avisaba a los consumidores sobre el aumento, en esa ocasión de 20 a 22 pesos.

Hoy de nueva cuenta a través de cartulinas, sólo que con dos días de anticipación, en los negocios se comunicó a los compradores sobre el alza de otros dos pesos al precio del kilo de tortilla, y que el nuevo precio del kilo de masa es de 18 pesos, lo que generó la inconformidad y reclamos de varias amas de casa y personas cuando se encontraron con el anuncio, quienes señalaban que los empresarios, al hacerlo, son indiferentes y no son solidarios con la población por la situación de afectación económica que vive la gente generada por la contingencia sanitaria en contra del Covid-19.

De acuerdo con Gustavo Gutiérrez Ramírez, asesor de la Asociación de Molineros y Tortilleros del Municipio de Tecpan, el aumento se justifica por que subió a casi mil pesos el precio de la tonelada de maíz y se incrementó dos pesos el costo del litro de gas.

Indicó que el alza en los precios de la tonelada de maíz y del gas que se dieron desde diciembre del año pasado, se sumaron a los incrementos de otros insumos que se usan para la elaboración de la masa, como la harina Maseca o el de la energía eléctrica, entre otros, y por eso fue necesario un nuevo incremento en el precio para que los industriales no trabajen con números rojos.

Agregó que a pesar de que los molineros buscaron aguantar el mayor tiempo posible no incrementar el precio, conscientes de la crisis económica generada por la contingencia sanitaria en contra del Covid-19, los incrementos en los insumos y materias primas impidieron la intención de los empresarios.

Segalmex genera un desabasto de maíz en el estado, acusan

Industriales de la Masa y la tortilla de Chilpancingo prevén que en los próximos meses se registre un desabasto de su producto, debido a la crítica situación por la que atraviesan generada principalmente por el encarecimiento del maíz y otros insumos que utilizan en la industrialización.

Abel Abdón Hernández Olvera, quien es dirigente de la asociación de industriales de la masa y la tortilla, indicó que en este momento aún se está consumiendo un poco de maíz de la región, pero mucho del maíz que consumen se tiene que traer desde Sinaloa y parte del bajío, lo que genera encarecimiento y se está pagando hasta en 8 mil 500 pesos la tonelada.

El líder estableció que la gestión que realizaron ante Segalmex buscando que se les vendiera algo del maíz que tiene almacenado en bodegas de Guerrero no tuvo respuesta positiva ya que les han dicho que este producto está destinado específicamente al abasto de las tiendas Diconsa que se encuentran en municipios de zonas marginadas.

“Sabemos que la Segalmex compró 70 mil toneladas de maíz en Guerrero y su consumo en las tiendas Diconsa no va más allá de las mil 200 toneladas por mes, entonces tendrá un excedente que se envía a estados deficitarios en la producción como Morelos y estado de México, pero con ello genera un desabasto en el estado que se tiene que cubrir con grano procedente del norte del país.

Estableció que otro factor que ha generado incremento en el costo del grano es que los grandes comercializadores de maíz como Cargil, mantiene cerrada su venta y anunciaron que será hasta junio cuando comercialicen, esto genera una especulación y encarecimiento,

“Estamos  tratando de hacer compras consolidadas de todos los industriales de la masa y la tortilla, sin embargo nos hace falta capital porque como nunca el maíz que pidamos a Sinaloa se tiene que pagar por adelantado para garantizar el envío, de tal forma que nos cuesta caro y tenemos que pagar por anticipado”.

Además el envío se retrata por la escasez y para generar un flujo eficiente de maíz a veces se tiene que pagar hasta dos o tres viajes por anticipado, ahí es donde tratamos de generar un acuerdo con el gobierno para que nos ayude generando un pequeño capital que sea como un revolvente que se pueda utilizar para pagar el anticipo.

La proyección de que podría haber un desabasto en la producción se funda en qué si la tendencia sigue como en este momento, para los meses de julio y agosto la tonelada de maíz podría alcanzar precios de hasta 10 mil pesos, algo que es inusitado pues históricamente el precio no ha rebasado los 6 mil pesos por tonelada.