Yolanda González Mendoza y Ernestina Lugardo del Valle, madres de Jonás Trujillo González e Israel Jacinto Lugardo, respectivamente, dos de los 43 normalistas desaparecidos hace tres años en Iguala. Yolanda González Mendoza y Ernestina Lugardo del Valle, madres de Jonás Trujillo González e Israel Jacinto Lugardo, respectivamente, dos de los 43 normalistas desaparecidos hace tres años en Iguala. Foto: Rodolfo Valadez Luviano

“Seguiremos hasta dar con ellos, ya sea con o sin vida”: madre de normalista

Escrito por  Rodolfo Valadez Luviano Sep 28, 2017

Algunos han abandonado la lucha por enfermedad, refiere otra


Atoyac, 27 de septiembre. Tres años han pasado desde que Jonás Trujillo González  desapareció –junto con 42 compañeros más de la normal rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa-, el 26 de septiembre de 2014 en Iguala. En ese tiempo, sus padres y familiares han sido víctimas de hostigamiento, enfermedades y muerte. “Su abuela falleció hace unos días sin volverlo a ver otra vez y la búsqueda ha sido cansada y con escasos resultados, porque el gobierno a eso le apuesta, al cansancio, para que impere la impunidad a favor de los verdaderos culpables”, asentó su madre Yolanda González Mendoza.

“Ahorita yo estoy enferma. Mi esposo también padece enfermedad; su mamá murió hace un año y hace tres meses mi madre también falleció sin volver a ver a ver a su nieto, todo a consecuencia de lo que le pasó a mi hijo”, aseguró la mujer antes de romper en llanto.

Desde que ocurrieron los hechos, la noche del 26 y 27 de septiembre de 2014 en Iguala, Yolanda González se unió al grupo de padres de familia de los 43 normalistas desaparecidos para exigir la aparición con vida de los estudiantes y que impere la justicia y el castigo a los culpables, sin embargo, según ella, el gobierno le apuesta al cansancio y el olvido para que se pierdan en el tiempo esos hechos.

Pero, a pesar de que el gobierno ha hecho todo para que cese la lucha de los padres por encontrar a sus hijos, esta lucha sigue en pie, afirmó mientras secaba sus lágrimas. “Seguiremos hasta dar con ellos, ya sea con o sin vida; el gobierno sabe lo que pasó con ellos porque fue el mismo gobierno el que se los llevó y por eso es el que debe responder y dar la cara, pero se niega a hacerlo”, reclamó con voz entrecortada.

En entrevista, contó que al igual que su familia, otros padres han enfermado a lo largo de tres años, por lo que han abandonado la lucha pues disminuyeron sus fuerzas para seguir adelante. “Eso es lo que busca el gobierno, cansarnos, que poco a poco nos quedemos en el camino pero no lo va a conseguir, nuestra lucha sigue y seguirá hasta dar con nuestros hijos”, asentó.

Otro caso es el de Ernestina Lugardo del Valle, madre de Israel Jacinto Lugardo, uno de los desaparecidos. Desde hace un año ha comenzado a padecer problemas de presión arterial, como resultado, dijo, de la tensión que ha vivido durante la búsqueda de su hijo.

Manifestó que igual que ella otros padres abandonaron la lucha, víctimas de las enfermedades que comenzaron a padecer, “pero los que nos mantenemos es porque tenemos esperanza de encontrar a nuestros hijos algún día, y es la esperanza la que nos mantiene de pie y con ánimos para seguir adelante”.