Piden al Congreso revisar situación laboral de indígenas en la Ciudad de las Mujeres Foto: Tomada del Facebook

Piden al Congreso revisar situación laboral de indígenas en la Ciudad de las Mujeres

Escrito por  Salvador Cisneros Silva Sep 11, 2018

No tienen certeza de que siga funcionando tras el cambio de gobierno federal, indican

Un guardia de seguridad y siete ex trabajadoras solicitaron la intervención de los diputados locales


Tlapa, 10 de septiembre. Siete trabajadoras y un guardia de seguridad que fueron despedidos por ordenes de la titular de Sedatu, Rosario Robles, pidieron a los nuevos diputados del Congreso del estado que se cree una comisión para revisar la situación laboral que presentan cerca de 50 mujeres indígenas que laboran en el centro Ciudad de Las Mujeres, a quienes se les ha violentado sus derechos humanos.

Luego de ser despedidas del Centro Ciudad de las Mujeres por exigir mejores condiciones laborales y exponer la violación a los derechos laborales y acoso laboral que sufrían dentro de la institución encargada de proteger y dar atención a la mujer indígena, las siete ex trabajadoras y el guardia de seguridad pidieron al Congreso local que se cree una comisión para que se haga una investigación.

Gloria Santiago, Matilde Huerta, Dalia Cabrera, Rubiseli Arreola, Araceli Hernández, Giovanna Iveth Cordero, Raquel Lugardo e Higinio Avilés, son quienes fueron despedidas por órdenes de Rosario Robles, la titular de Sedatu. “Queremos que los diputados formen una comisión y se investigue la violación a los derechos laborales que hemos sufrido por más de tres años y medio en los que estado abierta esta institución, para nosotras es importante que esta dependencia continúe dando atención especializada a la mujer indígena pero con pagos dignos a sus trabajadoras que son 98 por ciento del recurso humano”, indicó Araceli Hernández.

Las ex trabajadoras no tienen certeza si al concluir el sexenio de Enrique Peña Nieto en el que se construyó dicha institución especializada para la atención de la mujer continúe dando su servicio, ya que nunca tuvo un techo presupuestal y sólo funcionó bajo recursos de Sedesol o Sedatu, específicamente a cargo de Rosario Robles, pero con muchas irregularidades salariales. “Queremos que al terminar el sexenio de Enrique Peña Nieto, las nuevas autoridades puedan ver la situación de La Ciudad de las Mujeres de La Montaña, que se asigne un presupuesto, se de un empleo digno para las mujeres que laboran en dicha institución y se continúe fortaleciendo los apoyos a la mujer indígena, por ello requerimos la participación de los diputados del estado”, concluyeron.