Se manifiestan trabajadores de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje de Iguala Se manifiestan trabajadores de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje de Iguala Foto: Onésimo Garduño

Paran labores en las dos juntas locales de Conciliación y Arbitraje de Acapulco

Escrito por  Abby Perezcano Nov 08, 2018

Desde hace cinco años que no reciben incremento salarial, aducen trabajadores

Exigen al gobernador Héctor Astudillo que atienda su demanda de aumento de 100% en sus salarios

Los trabajadores de las juntas locales de Conciliación y Arbitraje de Acapulco iniciaron un paro de labores por tiempo indefinido para exigir al gobernador Héctor Astudillo Flores que atienda su solicitud de aumento salarial.

A partir de las 8 de la mañana de ayer, los aproximadamente 140 empleados de las juntas 1 y 2 de Acapulco pararon labores y cerraron ambas oficinas, colocando afuera una lona y cartulinas con sus demandas.

Desde el mes pasado, los empleados protestaron dos veces para exigir al gobernador un aumento del cien por ciento a su salario base, porque llevan cinco años sin recibir incremento.

Ante la falta de solución de las autoridades estatales, los trabajadores pararon labores totalmente y por tiempo indefinido.

“Señor gobernador, el personal jurídico y administrativo de las juntas locales de Conciliación y Arbitraje de Acapulco exigimos aumento salarial que asegure a nuestras familias una vida digna. Hace cinco años que no recibimos incremento a nuestro salarios. Impartimos justicia sin recibir la nuestra”, se leyó en la lona que colocaron los paristas.

En declaraciones, el actuario de la segunda Junta Local de Conciliación y Arbitraje, Pascual Cortés Hipólito dijo que pararon labores unos 140 trabajadores de ambas oficinas de Acapulco; y que en Iguala también se unieron al paro laboral por las mismas razones.

Comentó que la segunda vez que protestaron en el mes de octubre, fueron atendidos por el secretario del Trabajo del gobierno del estado, Oscar Rangel Miravete, pero les dijo que no tenía la facultad para incrementarles el salario.

Denunció que tras sus protestas han sido amenazados con darlos de baja o presentarles cartas administrativas por funcionarios estatales, “han mandado gente del gobierno que nos han amedrentado a los que estamos haciendo el paro”.

Sin embargo, advirtió, no desistirán de su protesta hasta recibir solución a su demanda.

Agregó que cerca del mediodía de ayer fueron atendidos por representantes del gobierno del estado, quienes se reunieron con una comisión de trabajadores, y que la continuación del paro laboral dependería de los acuerdos a los que llegaran.