Imprimir esta página
Marchan en Costera contra el recorte al subsidio a las estancias infantiles Foto: Rubén Vázquez Santiago

Marchan en Costera contra el recorte al subsidio a las estancias infantiles

Escrito por  Patricia Rumbo Feb 11, 2019

Asisten sólo trabajadoras, no concesionarios del servicio


Maestras, abuelas, niños, madres de familia y unos 20 padres de 68 estancias infantiles de Acapulco marcharon sobre la Costera para pedir al presidente Andrés Manuel López Obrador revertir la propuesta de reducción de 50 por ciento del subsidio al presupuesto de las guarderías que atienden a primeros infantes y niños de Acapulco.

A las 4 y media de la tarde, unas 200 personas salieron del asta bandera en el parque Papagayo caminando en dirección al parque de La Reina portando carteles de desacuerdo con el recorte presupuestal.

Catherine Brito Pardillo, encargada de la guardería subsidiada Nenes y Nenas, ubicada en el fraccionamiento Marroquín del puerto, que convocó a la marcha, declaró que, “Levantamos la voz de los niños; la caminata es en favor de los derechos de los niños; no hemos leído las reglas de operación, que no bajan todavía; no se nos ha retirado el subsidio y ningún niño ha sido retirado de las guarderías, pero necesitamos saber qué va a pasar, debemos estar preparadas para seguir atendiendo a los niños”.

A la marcha no se presentaron los concesionarios de las estancias; sólo las trabajadoras, maestras, encargadas y nanas, quienes declararon que están de acuerdo en que el dinero se entregue a padres y madres, si es para continuar dando la asistencia, el cuidado y la alimentación debida a los menores.

En declaraciones recientes, el presidente López Obrador acusó a los concesionarios, no a los trabajadores, del desvío y robo de recursos; anunció que ya no habría dinero para la organización que tenía los Cendis, coludida con quienes aprobaban las estancias, y reiteró el apoyo de la Secretaría de Bienestar al redireccionar los fondos para que no pasen por las manos de quienes negocian.

La caminata se prolongó durante una hora hasta llegar a su destino en el parque de La Reina a las 5:40 de la tarde.