Pide el obispo Rangel Mendoza darle su lugar a las mujeres y a los jóvenes Foto: Dassaev Téllez Adame

Pide el obispo Rangel Mendoza darle su lugar a las mujeres y a los jóvenes

Escrito por  Beatriz García Abr 19, 2019

Celebra el Jueves Santo con el lavatorio de pies a 12 personas


Chilpancingo, 18 de abril. El obispo de la Diócesis Chilpancingo-Chilapa, Salvador Rangel Mendoza, llamó a la población a darle su lugar en la sociedad a las mujeres, para ser tomadas en cuenta en todos los ámbitos.

Además, expuso que hay una preocupación en la iglesia, que los jóvenes son un sector olvidado y pidió al gobierno, a la sociedad y a la parte eclesiástica ponerle más atención.

Este jueves el obispo celebró la misa del Jueves Santo con la escenificación del lavatorio de pies, ante cientos de feligreses que se congregaron en la plaza cívica Primer Congreso de Anáhuac.

Durante la homilía, Salvador Rangel dijo que pidió a un sacerdote que en esta ocasión también se invitaran a mujeres a participar en el lavatorio de pies, quienes representan a los 12 apóstoles de Jesús, y a quienes posteriormente les lavaría los pies y se los besaría, como parte de la celebración del Jueves Santo.

Expuso que la participación de la mujer era para hacer presente la equidad de género, aunque sólo se invitaron a cuatro y los otros ocho eran hombres. “El Papa Francisco nos está diciendo que la prioridad  de la iglesia hoy en día debe ser la mujer, que la mujer no solamente tiene que llegar a eso a la equidad de género, sino que se le tiene que dar la dignidad, lo que es la mujer, y el papa nos invita para que reflexionemos dentro de la iglesia y que hagamos un esfuerzo por valorar más a la mujer, darle oportunidad en todos los sentidos, en todos los campos de la vida, el campo social, el campo laboral, hasta en el campo militar”, señaló.

Pidió darle su lugar a la mujer, porque incluso “la iglesia es de mujeres”, son las más “entronas”, y que así como Cristo lavó los pies a los apóstoles, también hay que lavarle los pies a ellas, y que dentro la iglesia se debe hacer un esfuerzo serio por darles su lugar dentro de la sociedad, la familia de la iglesia y del mundo laboral.

Por otro lado, dijo que el Papa tiene otra preocupación que es en los jóvenes, que considera un sector que se está olvidando en la sociedad, tienen pocas oportunidades y las iglesias están vacías de ellos.

Dijo que quizá a los jóvenes no les convence la manera en cómo se vive la fe, y que los obispos han dicho que la manera de comunicarse con los jóvenes no saben cómo hacerla, porque tienen su manera de dialogar.

Resaltó que se tiene que asociar a los jóvenes a la evangelización, se tiene que aprovechar la agilidad que tienen con los medios de comunicación..