Imprimir esta página
Los insectos polinizadores son las primeras víctimas de los incendios, advierte la UMA Foto: Especial

Los insectos polinizadores son las primeras víctimas de los incendios, advierte la UMA

Escrito por  Patricia Rumbo May 10, 2019

“Los siniestros, sumado al uso de productos químicos afectan su hábitat natural”

Estos son necesarios para lograr la fertilización de plantas que producen alimentos, consideran


Las primeras víctimas de los incendios forestales son los polinizadores y tendrá impacto en el acceso a los alimentos de la población del estado, declaró el equipo responsable de la Unidad de Manejo Ambiental (UMA) Mariposas de Guerrero.

Integrantes de la unidad de conservación de la vida silvestre que trabajan en la reproducción y conservación de las 23 especies nativas de mariposas del estado consideraron este jueves que los recientes incendios afectaron a los insectos que sostiene la alimentación humana.

Explicaron en entrevista que para producir alimentos en suficiente cantidad, sanos y seguros para los consumidores, es necesaria la presencia de insectos polinizadores en el campo, dentro del periodo efectivo, tiempo que va de la polinización a la fecundación que se vio interrumpido por el fuego.

Alertaron que la producción se verá afectada también, elevarán los costos de los cultivos al aire libre, luego la transportación y al llegar a los mercados locales o supermercados los precios para el consumidor.

Indicaron que las políticas públicas agrícolas están mal enfocadas porque no enseñan a los campesinos cómo lograr la productividad sin quemar los espacios y generar una cadena de efectos negativos para el medio ambiente y todas las formas de vida.

Mirella Flores Barrios colaboradora de la reserva dijo “la unidad se encarga de preservar a las mariposas y de hacer saber al público la importancia de los insectos polinizadores, porque para poder tener una calabaza, un limón o una mandarina en las manos se requirió de la polinización”.

Dijo que los incendios generarán una gran crisis, porque sumados al uso de productos químicos en el campo y en la ciudad afectan el hábitat natural de esta fauna.

Consideró que con acciones sencillas, bien planificadas a nivel agronómico se pueden evitar los desastres.

“Los campesinos pueden acumular las hierbas del desmonte a la orilla, beneficiarse con leña y producir composta para inyectar más nutrientes al suelo sin fertilizantes artificiales, elevar el rendimiento y disminuir la contaminación también”.

Estimó que la pérdida en abejas, abejorros, mariposas, polillas, colibríes, murciélagos entre otros polinizadores en lo poco que va del año es invaluable y no hay prevención ni sanciones.

“Registramos que muchos animales mueren propiamente en el incendio, los más frágiles como los insectos y de otros que huyen, salen de su hábitat natural”.

Ubicada en el kilómetro 31.7 de la carretera federal Acapulco Chilpancingo, el área verde abre al público de lunes a viernes para recibir escuelas, grupos ambientalistas y público en general.