Escasez de agua en Acapulco afecta zonas pobres, turísticas y de lujo Foto Raúl Aguirre

Escasez de agua en Acapulco afecta zonas pobres, turísticas y de lujo

Escrito por  Héctor Briceño Nov 04, 2019

Acapulco, Gro. El suministro de agua potable en esta ciudad se ha convertido en un grave problema que afecta por igual a los residentes de asentamientos populares como El Coloso –donde llegan a estar sin líquido hasta un mes– que a los de fraccionamientos exclusivos, e incluso a hoteleros, que tienen que desembolsar 15 mil pesos a la semana por unas 40 pipas.

El mes pasado se multiplicaron las quejas de pobladores de diversos sectores del puerto de Acapulco por la escasez y por no tener otra opción que comprar el agua a personas que la surten con mangueras desde pozos artesianos.

Parte del problema son los constantes cortes en el servicio de energía eléctrica en las plantas de rebombeo, a causa del adeudo histórico de más de 500 millones de pesos que el órgano operador del ayuntamiento tiene con la Comisión Federal de Electricidad.

La irregularidad en la distribución de agua potable se acentuó por los daños que sufrieron los sistemas de captación y bombeo del río Papagayo y Lomas de Chapultepec tras el paso de la tormenta tropical Narda, a finales de septiembre.

El 30 de septiembre el municipio solicitó al gobierno estatal incluir a la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Acapulco (Capama) en la solicitud de declaratoria de emergencia al gobierno federal, por no contar con recursos para reparar las afectaciones provocadas por el meteoro.

Molesto, el presidente de la Asociación de Hoteles y Empresas Turísticas de Acapulco, José Luis Smithers Jiménez, acusó que la falta de agua perjudica al sector hotelero y algunos negocios han tenido que pagar miles de pesos por pipas de agua.

Es un problema gravísimo. Estamos solicitando la intervención de a la presidenta (municipal) Adela Román Ocampo para que nos apoye. No nos podemos quedar sin agua, afirmó.

Capama tiene que poner orden. Hemos gastado mucho dinero, hasta 15 mil pesos a la semana, por alrededor de 40 o 50 pipas, hay muchos hoteles sin agua, añadió.

Esta problema se acentúa en época de estiaje y la población la enfrenta con diferentes métodos, como comprar líquido a distribuidores que hacen negocio tendiendo mangueras desde pozos artesianos o trasladar el agua en tinacos a bordo de camionetas.

Un pozo artesiano es aquel que comunica con un acuífero cautivo de agua y su nivel piezométrico o potenciométrico está por encima del freático.

En la unidad habitacional El Coloso, residentes explicaron que llegan a pasar cuatro semanas sin agua. Nos surtimos rellenando por 170 pesos el tinaco de mil 100 litros. Andan camionetas con tinacos y bombas rellenando. Son gente que tiene pozos artesianos, explicó Coral Moreno.

En la colonia La Esperanza, contigua a la unidad habitacional El Coloso, residentes reportaron que llevan 15 días sin agua. No hay en el centro, ni en casas, hoteles, en la avenida Adolfo López Mateos, ni en La Quebrada ni en Lerdo Tejada. En un mes sólo tres días hubo agua, reprochó Juan Gutiérrez.

En Renacimiento tenemos más de un mes sin agua. Me la pasan mis vecinos que tienen pozos, pero tuve que comprar más de 800 pesos de manguera, explicó Mario Guinto.

Colonos afirmaron que no hay agua en el fraccionamiento Las Playas ni en el barrio El Pasito, donde suman dos semanas sin líquido.

En la unidad habitacional Luis Donaldo Colosio llevaban dos meses sin agua, pero finalmente la recibieron el pasado miércoles por la noche. En ese lapso, los lugareños se surtían de pozos artesianos y cisternas colectivas.

En el fraccionamiento San Agustín, en la periferia de Acapulco, explicaron que el agua les llega puntualmente cada jueves en la tarde o noche. En la unidad Alta Progreso del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores, apenas el domingo por la tarde pudieron abastecerse.

El pasado jueves en conferencia de prensa, el director de la Capama, Leonel Galindo González, se comprometió a que el servicio estaría restablecido a más tardar en 10 días.

Indicó que los trabajos de reparación del pozo de Lomas de Chapultepec, a cargo de una empresa contratada con recursos del Fondo de Desastres Naturales, tienen un avance de 50 por ciento y actualmente se envían al puerto 555 litros por segundo.

Mientras, el pozo Papagayo 1 trabaja a total de su capacidad; el Papagayo 2 quedó fuera de servicio durante algunos días y actualmente trabajan en él seis equipos. Leonel Galindo especificó que el servicio se reanudó mediante tandeo en las colonias Colosio, Marina Diamante, Real del Palmar y Las Brisas, entre otras.

Asimismo, en el sector 3 de Renacimiento, de la zona de hospitales hasta plaza Caracol, y el sector 1 de Zapata, se inició la distribución. En la parte media de la colonia Morelos hacia abajo se inició el servicio, y este lunes empezará en la parte alta. La colonia Jardín, al poniente del puerto, tendrá agua a inicios de la siguiente semana.

Galindo González anunció además la puesta en marcha de un sistema digital por Internet para informar a los ciudadanos en qué momento será enviada el agua potable a su colonia.