Está en riesgo de quedar sepultada la casa de dos ancianos en Tecpan, acusan Foto: Rodolfo Valadez Luviano

Está en riesgo de quedar sepultada la casa de dos ancianos en Tecpan, acusan

Escrito por  Rodolfo Valadez Luviano Ene 10, 2020

La tienda Aurrera dejó sin hacer un muro de contención, señalan


Tecpan, 9 de enero. La casa de dos ancianos está en riesgo de quedar sepultada, debido a que la empresa que construyó la tienda Aurrera en Tecpan, dejó sin hacer el muro de contención que colinda con el domicilio de los adultos mayores en la colonia Jesús María.

En vez de muro de concreto la constructora dejó una pared de tierra de aproximadamente 10 metros que con la lluvia podría venirse sobre la casa y sepultar a la pareja, la cual, habita una casa de madera con techo de láminas de asbesto y de cartón.

Los trabajadores de la constructora, además de dejar la situación de riesgo para los adultos, destruyeron los lavaderos y la cocina ecológica que la pareja tenía en la parte trasera de la casa, sin que los responsables de la empresa respondan, hasta la fecha, para pagar por los daños que ocasionaron.

El propietario del inmueble, Francisco Rosas Texta, agregó, en entrevista, que los empleados dejaron también los restos de la madera y el acero que usaron para la construcción, los cuales, añadió, quedaron formalmente de retirar posteriormente sin que hasta el momento lo hagan.

El hombre dijo que a pesar de que cuando estaba en proceso la obra, protestaron por los daños causados en su propiedad y exigieron la debida construcción del muro de contención para proteger su casa de un posible derrumbe, ni los representantes de la constructora ni los directivos de la tienda hicieron caso a sus reclamos, a pesar del riesgo evidente en el que los dejaron.

“Cuando uno es pobre e ignorante la ley no está de tu parte, sino del poderoso y rico que puede, con su dinero, hacer lo que quiera, aunque ponga en peligro a otras gentes”, asentó el adulto.

En ese sentido, Rosas Texta llamó a las autoridades municipales y a los miembros de la dirección de Protección Civil (PC), para que exija a los representantes de Aurrera que pague a los dueños de la casa por los daños causados a sus pertenencias y que construya el muro, con el fin de garantizar la seguridad tanto del inmueble como de sus moradores.